Actualmente el comercio electrónico (e-commerce) es una línea más de venta para todo tipo de empresas, desde las que llevan años en sus sectores a las de nuevo cuño y desde las orientadas a los servicios como a la venta de productos. La apertura de dichas empresas a Internet supone la posibilidad de un nuevo escaparate donde captar nuevo negocio de una manera masiva e internacional. Esto supone que los clientes potenciales (leads en inglés, término que utilizaremos en adelante) a los que dirigirse de forma directa o indirecta aumentan en gran medida.

Encontrar dichos leads a través de Internet y gestionar las relaciones con los mismos para acabar generado negocio para la empresa es una ciencia en sí misma que bebe del marketing clásico y se nutre de las nuevas herramientas electrónicas que se ponen a nuestro alcance a través del propio Internet.

Una de las ramas del marketing que se utiliza a menudo para ese objetivo de vender en Internet es el “Inbound Marketing” o “Mercadotecnia de atracción” que va dirigido a mostrar nuestro producto al mayor número posible de leads y que lo conozcan con anterioridad al momento de la compra. Usar esta estrategia a través de Internet supone asumir en mayor o menor medida una serie de premisas en la mayoría de los casos:

  • Tenemos que llegar a los leads por medios en su mayor parte electrónicos (buscadores, blogs, emails) con objeto de optimizar y maximizar la obtención
  • El número de leads es grande y difícil de gestionar de forma directa (olvídese de la libreta de direcciones)
  • Los potenciales clientes están usando Internet y la utilizan con objeto de buscar los productos que necesitan, así que démosles lo que quieren

Por lo tanto el Inbound marketing se basa en atrapar la atención del internauta hacia nuestro producto de entre todos los disponibles y obtener sus datos para que una vez se ha interesado podamos seguir el proceso que lleve hasta la compra.

Otra forma alternativa de hacer Inbound Marketing
Otra forma alternativa de hacer Inbound Marketing

Los pasos a seguir en el proceso de Inbound Marketing que llevan a la compra son estos:

  • Obtención de Leads (Lead Generation). En este paso usamos los medios a nuestro alcance para que los leads se interesen en nuestro producto y obtener los datos que nos lleven a gestionar la compra de manera eficiente. Son múltiples las métodos que se pueden emplear: redes sociales, posicionamiento en buscadores (SEM), ofrecimiento de pruebas gratuitas, seminarios de video en streaming explicando el producto, referencias en otras webs, blogs ;)…
  • Clasificación de los leads (Lead Scoring). Se trata de identificar y puntuar los diferentes parámetros que nos pueden ayudar a determinar en que posición con respecto a comprar nuestro producto está cada lead. Estos parámetros pueden ser por ejemplo su interacción con nuestra web, datos que obtengamos a través de los formularios que le ofrecemos rellenar, si accede a nuestro blog, nos ha llamado, etc.
  • Cultivo de leads (Lead Nurturing). Bajo este curioso y agrícola nombre se esconde el meollo del asunto. Se trata de informar a los leads de la forma correcta para que consideren oportuno comprar nuestros productos (conversión del lead a cliente). Generalmente se utilizan correos electrónicos por ser más sencilla su automatización (plantillas, etc).

Parte de la filosofía del Inbound Marketing es automatizar estos pasos en la medida de lo posible para limitar el gasto de horas necesario para la venta. Para casi cada uno de los diferentes aspectos de cada paso hay herramientas que nos pueden ayudar. En siguientes artículos de este blog comentaremos qué herramientas son útiles para cada paso de la venta.

(continuará)

Fotografía: 15. Schlesischer Tippelmarkt in Görlitz 2013 via photopin (license)

Share this...
Share on FacebookShare on Google+Tweet about this on TwitterShare on LinkedIn

Una respuesta a “Obtención y gestión de clientes potenciales en Internet (I)

  1. Pingback: Bitacoras.com

Deja un comentario